La trilogía completa

jueves, 16 de diciembre de 2010

Memorias del Grao de Castellón (II)

Acaba de salir al mercado la segunda parte de las “Memorias del Grao de Castellón”. Este segundo libro sigue la tónica del primero, es decir, mi padre cuenta sus vivencias y yo las redacto. Mi padre si viviera tendría ochenta y seis años. Murió hace seis. Pero me dejó un montón de hojas manuscritas con mucho material de recuerdos de cuando él era joven. Me puse manos a la obra y después de estos seis años he conseguido ordenar estos manuscritos y me ha salido material para otros dos tomos. Uno se publica ahora, y el otro, es decir, la tercera parte, veremos si puedo publicarla dentro de un tiempo.
Mi padre era marinero. Pescador. Pasó toda su vida en el Grao de Castellón, donde nació, por lo tanto, podríase decir que este libro habla de la visión que un pescador del Grao de Castellón tenía de su vida. La vida de una persona que vivió casi todo el siglo XX, pero centrándose más que nada en sus años de pescador en activo, que van desde recién finalizada la guerra civil, hasta el año 1985 en que se jubiló.
El presente libro comienza hablando de las aves que acompañan al marinero grauero. Pues él, como sus colegas, conocía este tipo de aves marineras que, como los peces, eran compañeras de viaje. Sigue hablando de los vientos. Es un capítulo bastante largo donde habla de la esencia de cada uno de los vientos de la rosa de los vientos, su esencia y su origen (aquí he puesto yo un poco de mi cosecha) y después analiza el tipo de viento que se da en cada mes del año. Después habla de la vela latina. Mi padre era un perfecto conocedor de esta entrañable vela que era la que se usaba por estos mares mediterráneos antes de la llegada de los motores. Y él nos da debida cuenta de todos los pormenores de su funcionamiento así como anécdotas que vale la pena leer. Luego hay un capítulo donde cuenta la revolución que supuso la irrupción de los motores marinos allá por los años veinte del pasado siglo. Y ya por fin, aunque este no sea un tema eminentemente marinero, pero sí grauero, como, por supuesto, castellonero, hablamos de “La panderola”. Un capítulo entero.

Si estáis interesados en adquirir el libro, en el margen están las señas donde os podéis dirigir. Y si tenéis dificultades en conseguirlo hacédmelo saber y os lo conseguiré.

4 comentarios:

Amadeu Ros i Torres dijo...

Hola Miguel, enhorabona per tan gran feina. Provaré d'aconseguir-lo des d'una llibreria de Xàbia. Si no poguera ja t'ho diria.
Moltes gràcies, ens llegim.

Amadeu.

Amelia Díaz dijo...

Muchas gracias por tu comentario en mi blog, Miguel.
Como no he encontrado email para contestarte, he venido a hacerlo en tu blog. Y ha sido una maravillosa insensatez, porque llevo unos cuarenta minutos mirando y disfrutando de tus blogs y de tus fotografías.
Tu hija es un encanto, una mujer con fuerza que arrastra.
Estoy deseando que no me premien el poemario para trabajar juntas.

Un saludo.

Balovega dijo...

Hola y buenas noches..

Bello fin de semana sin lluvia y con el color de la primavera flotando en el aire..

Buen fin de semana y dulces sueños

Balovega dijo...

Hola buenos días..

Espero te encuentres bien.. paso a saludarte y desearte un buen domingo y semana